Artículos de Coaching

COMENZÓ EN MAYO Y CONTINUA POR VARIOS MESES MÁS -ENVIA EL TUYO

Gracias M C Beatriz Moreno Carillo - Queretaro México


Ergonomía de las actitudes
El aspecto más importante en el que se enfoca esta nueva forma de trabajo y/o teoría es considerar que las personas parten de un resultado en su vida para ascender en el camino de la excelencia, es decir, toma consideraciones de mejoría y o crecimiento personal, con base en aquellos nuevos hábitos que permiten mejorar la funcionalidad del individuo en todos los aspectos, además, retoma herramientas como la logoterapia, la PNL y la ontología del lenguaje, juntos reconstruyen y reconfiguran la integralidad humana, en otras palabras, escalar nuevos horizontes, seguir ascendiendo en la escalera de la vida o como comúnmente se comenta en el coaching transformacional y ontológico, llevar vidas a un nuevo nivel.
Todo lo que hacemos todos los días termina por impactar en el mundo, en algo o en alguien, de tal forma que, si podemos partir de este planteamiento como pregunta, podemos reinventar y reestructurar formas de ser y hacer dentro de un catálogo de posibilidades, que permitan obtener, por otro lado resultados diferentes a los que normalmente tenemos. ¡se puede generar una nueva continuidad a partir de nuevas perspectivas!
Es claro que, en esta modernidad, la multiplicidad de formas de ser, sentir, vivir y percibir el mundo se hace presente, un segmento de la población considera la relatividad de los eventos cotidianos, entendido como la postura “light”; otros asumen que percibir, sentir y vivir los valores no es moda; otros más quienes viven pensando merecerlo todo y reclaman ese “derecho”. Un segmento importante de la población actualmente en expansión cree firmemente en la transformación, en posibilidades, en realidades diversas, percepciones de si, que podrían configurar por qué el hombre hace lo que hace y desde este escenario configurar una sociedad más armónica con la naturaleza, consigo misma, con el otro, con los otros.
El ser humano está dentro de una corriente, el contexto muestra que los cambios son inevitables, es en los otros y con los otros, por tanto el movimiento emocional y racional es una constante. Eso, desde mi punto de vista no es discutible, lo que si se discute es el cómo, cuándo y dónde requiere establecer sus mecanismos de transformación, incluso si elige no hacerlo. Como ciudadanos, estamos insertos en un engranaje de derechos y deberes de proyecto o construcción social y en ello subyace el cambio. Ya desde tiempos remotos Heráclito planteo algo que a nadie (creo yo) le queda duda, nadie se baña dos veces en el mismo río, aduciendo a que a cada momento estamos inmersos en realidades, que no realidad pues, aunque habrá quien diga que todos somos uno, el contexto personal, es simplemente eso, personal.
Ahora la Reingeniería Humana es integral, habla de regenerar, recrear, reacondicionamiento, reprogramación, sea dicho pues, de nuevos estados cognitivos, nuevos ambientes de aprendizaje, donde el elemento más importante siempre será la persona, de aquí que se diga, de adentro hacia afuera.
Hablamos de las aptitudes cuando referimos lo mecánico, lo racional, lo habitual, de las actitudes cuando las acciones hablan por sí, en esta interrelación y dominio aparecen las emociones como el diagnóstico elemental que define las reacciones ante lo que “me pasa”, “me toca” o “me llega”. “Lo que importa es quien eres”

¿Te mueves o te mueven?
M.C. Beatriz Moreno Carrillo
Querétaro, México
En la vida de los seres humanos hay acepciones de la cotidineidad y percepciones de las acciones a realizar de manera periódica, hay dos conceptos claves que tienen que ver con la y las formas en que se construyen las realidades en el mundo, mas allá de la satisfacción de necesidades básicas como conexión, sentido y significado, seguridad y variedad, estos conceptos tienen que ver con el equilibrio y la profundidad de las visiones, proyecciones y configuraciones personales.

En el primero se busca mantener una equidad en la forma que asignamos recursos en el tiempo de cada una de nuestras actividades y cómo este, se vuelve el factor o eje preponderante de todo, cuánto para la salud, la profesionalización, las relaciones interpersonales, y cuánto a lo individual, ese equilibrio busca dar atención de forma oportuna a todas las eventualidades provenientes de cada uno de estos aspectos.

El segundo concepto, que de acuerdo a los expertos, de manera más específica Harvard, B. plantea como quien determina a aquellas personas creadoras, exitosas y gestoras de resultados extraordinarios en la vida, la profundidad con la que se asumen las visiones, proyecciones, retos, objetivos, metas y acciones, la profundidad con la que el hombre puede asumir todos los aspectos de su vida responde a las preguntas (y sólo por mencionar algunas): ¿Cuál es mi compromiso conmigo hoy? ¿Qué voy a crear hoy? ¿Qué más puedo hacer? ¿Qué aprendí hoy?   dicho quizá en otro contexto, proactividad y asertividad, en el coaching Estar presente, poner atención, aquí y ahora, el futuro es hoy, escuchar los feedback que a veces llegan sin que nos demos cuenta. Desde la psicología el autoconocimiento, la autodisciplina, la autoevaluación.

Si lo puedes ver, en realidad tiene que ver con posibilidades, con elecciones, con acciones y con ser observador del entorno, de los otros, de ti, de las circunstancias.
Al final lo resumo en una palabra: Mo-vi-mien-to.

“Lo que importa es quien eres”



Gracias por aportar tu artículo , Ángel Armas Eizaga - Coach Ontológico

¿Qué es el coaching y que aportás?



Aquel coach que es formado en escuelas donde se desarrollan programas
cuyo eje es la vivencia transformacional del ser, es una persona que puede desplegar
sus habilidades profesionales en el ejercicio del coaching desarrollando
su capacidad para facilitar cambios de esta naturaleza en otros.
Cuenta con este potencial ya que él experimentó transformaciones,
haciéndolas cuerpo, mientras se formó en el oficio.

Es decir, el coach que ha vivido procesos profundos en su camino de aprendizaje,
definitivamente tiene las competencias necesarias para procurar cambios similares
en las personas que acompaña.

Entonces, por ejemplo en una organización, este coach como agente externo
que trabaja para su cliente, es poderosamente consciente de que puede
ayudarle a alcanzar un desempeño distinto, superior, transformador,
con base en los cambios que él decida hacerse cargo.

Desde esta mirada, con las herramientas que tiene, el coach contribuye
con sus asistidos a distinguir aquellas oportunidades y/o desafíos
que permiten potenciarles alcanzar esa mayor efectividad individual.
Y como en la práctica, lo hace mostrando y no sugiriendo, acompañando
y no guiando; la capacidad de apropiación del aprendizaje por parte de los coachees
marca una diferencia notable cuando las personas deciden por su cuenta
qué requieren hacer diferente para lograr los resultados que buscan.

Por ello, un coach que se ha preparado con rigor tiene el don de empoderar
a las personas que asiste para que asuman sus desafíos como oportunidades
que le llevarán a desarrollar su máximo potencial.  
Esto no tiene nada que ver con la magia, pero sí es un camino íntimamente
mágico, porque cuando cada quien eleva su conciencia y se permite reconocer
que tiene la oportunidad de convertirse en una mejor versión de sí mismo;
esta decisión personal puede trascender en lo colectivo,
beneficiando en el caso de la organización al equipo y por añadiduría
impactando positivamente en los intereses de la empresa.

Siguiendo este planteamiento el coaching es un fantástico espacio de posibilidades
de aprendizaje vinculantes, en el que el coach aporta sus sentidos en favor
de procurar el sentido para el otro.


Ángel Armas Eizaga
Coach Ontológico Acreditado/FICOP

@proyectosdecoaching +598 9190 3005



Gracias por aportar tu artículo , Dra. Lili Weicman Coach Ontológico
DESAFÍOS EMOCIONALES Y COMUNICACIONALES
EN EL EJERCICIO PROFESIONAL
DESDE EL COACHING ONTOLÓGICO.
En ninguna universidad ni Instituto Educativo nos preparan a nosotros como profesionales a distinguir esas emociones “que nos tienen” ni a comunicarnos eficientemente entre nosotros, con nuestros colaboradores y en caso de profesionales de la salud con pacientes y familiares. No podemos soslayar los avatares de la docencia y la relación con alumnos, padres y superiores.
Tengas la profesión que tengas, ejercerla nos despierta emociones que si no identificamos, nos “pueden”.
Cuando decimos que una emoción “nos tiene” o “nos puede”, estamos diciendo que nos maneja, nos produce sensaciones, nos genera pensamientos, estados de ánimo y nos hace decir y actuar de maneras que nos puede perjudicar a nivel salud, trabajo, relaciones profesionales y personales.
¿Qué emociones sentimos los profesionales y que distinciones aparecen desde el coaching ontológico?
  1. El miedo a equivocarnos: el miedo a equivocarnos se relaciona con nuestra responsabilidad profesional y con otros miedos que aparecen según la profesión y el ámbito en que la ejercemos.

Pero siempre se relaciona con el miedo al cuestionamiento de nuestras credenciales y esencialmente a la pérdida de clientes, de nuestra trabajo y de nuestros ingresos.
Y como no podemos dejar de trabajar, entramos en estados de inseguridad y de ansiedad que no solamente sentimos en el cuerpo sino que transmitimos.
Nos sentimos inseguros, eso incide en nuestra autoestima y en la toma de nuevos desafíos.
Ese miedo lo transmitimos a los otros y daña nuestra imagen pero aún más grave merma la confianza que los demás depositan en nosotros.
Eso puede generar que seamos reemplazados o cuestionados y nuestro miedo aumenta y aparece la pérdida de confianza.
La confianza: el miedo acarrea pérdida de confianza. En nosotros y en nuestros clientes o pacientes incluso nuestros alumnos si estamos en la docencia.
Si perdemos autoconfianza, cada vez somos menos asertivos y nos mostramos inseguros y desmotivados.
Esa falta de autoconfianza genera en el otro falta de confianza en nosotros.
Es inevitable no transmitir esa inseguridad que sentimos en nuestro modo de hablar, de escribir en esta era virtual y en nuestra forma de decidir.
El miedo y la falta de confianza nos dificulta negociar, resolver conflictos, asesorar, comunicarnos y ese repercute en la pérdida de oportunidades y en nuestra mirada sobre nosotros mismos.
La necesidad de controlar: Los profesionales y propongo una interacción sobre los desafíos cotidianos de cada profesión, nos genera la imperativa necesidad de controlar todo y a todos no pudiendo admitir que hay una serie de situaciones a veces imponderables que no podemos manejar.
Entender que no podemos manejar todo nos da ese permiso para buscar alternativas y darnos cuenta “que no se acaba el mundo”, despertando nuestra creatividad.
Pretender controlar a los demás: controlar a los otros lesiona toda relación.
“Aprehender” que no somos infalibles, que los otros tampoco lo son, a delegar y a colaborar es fundamental para hacer sinergia y aceptar las diferentes inteligencias y habilidades que cada uno tiene y como formando equipo o asociaciones podemos sumar.
La exigencia: El profesional se exige, exige y es exigido. Vive en ese estado de no perdonarse un error, de tener que saber todo, de no darse sus tiempos, de pretender que sus colaboradores tampoco se equivoquen y cede a la manipulación del que nos exige. ¿ Cómo no sabés? ¿ Cómo no contestas ya? ¿Cómo no solucionas esto ya?
¿Por qué no darnos el tiempo para escuchar antes de contestar en automático? Por qué no permitirnos consultar a un colega? ¿Por qué no perdonarnos no saber todo y ya?
El estar presentes: En esta época en la que todos estamos en mil cosas a la vez, en WhatsApp, con mails en el celular, llamados, por qué no permitirnos -como decimos en Argentina-: “paro la pelota”, termino esto y me dedico a lo que me están preguntando o pidiendo. Recurrir a la respiración, a poner los pies en el suelo, a quedarnos en silencio a darnos el tiempo para estar presentes para el otro y los otros.
Estar en una reunión o curso y apagar el celular. Estar plenamente con y para el otro.
Bajar la ansiedad y el ruido interno contribuyen a disminuir el miedo, aumentar la confianza, soltar el control y dejar la exigencia y la autoexigencia.
El enojo: ese miedo, exigencia, falta de confianza, necesidad de controlar nos lleva al enojo.
El enojo con nosotros mismos y el enojo con el otro.
Identificar lo que sentimos nos permite evitar el enojo con nosotros mismos y el enojo con los demás.
Si a esa identificación de cada emoción y estado de ánimo sumamos aprender a pedir lo que necesitamos, a encontrar el momento y el contexto para conversar con el otro, escuchar y ser escuchados, el enojo como emoción destructiva, dejará de generar
ruidos y explosiones en las relaciones personales y laborales que solo llevan a pérdidas a veces irreparables.
Así como nosotros a veces no podemos escuchar, empatizar y encontrar el timing y la forma más adecuada de pedir lo que necesitamos despeja el enojo, el miedo, la ansiedad y la desmotivación.
El trabajo en equipo y los celos profesionales -compitiendo por el “éxito”.
Cuando corremos tras el concepto abstracto y perverso del “éxito”, cuando competimos con nuestros colegas en pos de los celos profesionales, perdemos la oportunidad de nutrirnos de distintos conocimientos, habilidades, contactos y formar equipos sanos en los cuales cada uno aporte que más sabe o que puede hacer mejor.
Los espacios de debate, de intercambio de ideas, de generosidad y humildad en los cuales compartir, pudiendo crecer y dejar crecer no nos alejan del “éxito”, nos acercan al aprendizaje, al disfrute y a la interacción proactiva.
Propongo que distingamos que nos pasa en el ejercicio profesional en general y como repercute en nuestras relaciones personales, los desafíos particulares que cada profesión nos presenta y cómo mejorar la comunicación para mejorar nuestras relaciones y crecer en nuestros proyectos.


Dra. Liliana Weicman
Coach Ontológico Certificado y Organizacional.
Life Coach
Abogada y Asesora de empresas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Bienvenido....Nos interesa tu opinion! y Si te interesa la propuesta,deja tus comentarios y datos personales para quedar registrado y recibir información!

Eventos de Coaching - Publicá el tuyo:formulario de Consultas generales (derecha de la página)